3. RJR Nabisco

Cigarettes

Si se quiere entender el fenómeno Dillon Read en 1980, es necesario entender lo que significó en este contexto R.J. Reynolds (RJR), una compañía de tabaco radicada en Winston- Salem, North Carolina. Según la historia oficial de Dillon – The Life and Times of Dillon Read (“La vida y milagros de Dillon Read”) de Robert Sobel (Truman Talley Books/Dutton, 1991. Pgs 345-346) – RJR ha sido cliente de Dillon por muchos años:

“Con la ayuda de Dillon, Reynolds expandió su accionar fuera del tabaco, hacia una amplia variedad de otras industrias: productos comestibles, transporte marítimo, petróleo, embalaje, licores y refrescos, entre otras. Durante el proceso, R. J. Reynolds Tobacco Co – que en 1963 llegó a tener ingresos de 117 millones de dólares – se convirtió en R.J. Reynolds Industries, que para 1983 ya era una empresa gigante con ganancias anuales de 14 mil millones de dólares”.

En 1984 y 1985, Dillon Read ayudó a RJR para que se fusionara con Nabisco Brands, convirtiéndolas en una de las más grandes corporaciones del mundo dedicada a elaborar alimentos procesados y productos para el consumo. Ross Johnson de Nabisco se convirtió en el presidente de esta combinación entre entidades. Johnson siguió trabajando con el mismo banco al que recurría cuando se encontraba en Nabisco: Lehman Brothers. Además, formaba parte de la junta de Shearson Lehman Hutton.

Para ayudar a que la nueva fusión asumiera la adquisición de Nabisco -convirtiéndose así en RJR Nabisco – Dillon y Lehman vendieron once de los negocios de Nabisco. Durante el proceso, numerosos socios de Lehman Brothers se unieron a Dillon Read. Entre ellos se encontraba Steve Fenster, quien había sido uno de los asesores de la cúpula directiva del Chase Manhattan Bank, y que estaba en la junta directiva de American Management Systems (AMS), una compañía que entró a formar parte de nuestra historia en los años 90.

Después de haber prestado mis servicios, durante algunos períodos, a los grupos de energía y corporaciones financieras, pertenecientes a Dillon, gasté cuatro años recapitalizando el metro y los sistemas de buses de New York, mientras pasaba a ser directora general y miembro de la junta directiva en 1986. No trabajé en la cuenta de RJR. Comenzaron a circular una serie de noticias extrañas que hablaban sobre los grandes flujos de fondos provocados por el negocio de tabaco, así como sobre la necesidad de encontrar maneras de reinvertir las abundantes ganancias de este gigante de las finanzas.

Uno de los socios jóvenes, que trabajaba para mí, se juntó con otro – contemporáneo suyo – que trabajaba en RJR, para comprar un velero en Europa. Este último, se comprometió a traer el barco hasta los Estados Unidos, a través de Sealand, una filial de RJR que prestaba servicios de embalaje marítimo a nivel global. Me dijeron que RJR no les “pasó la cuenta de cobro” a manera de cortesía. ¿Qué clase de flujo de fondos tendría una compañía como para no cobrar nada por el transporte de un bote entero, a manera de cortesía con un joven socio de Dillon Read?

Yo tuve una imagen más clara del flujo de fondos, muchos años después, al conocer la explicación que dio la Unión Europea sobre ello. La UE, precisamente, tiene una demanda pendiente contra RJR Nabisco, proveniente de once naciones europeas soberanas, que al conjugarse cuentan con una formidable selección de recursos militares y de inteligencia, con los que recogen y organizan la evidencia necesaria para llevar a cabo una demanda. En este caso, una que asegura que RJR Nabisco estaba involucrada en múltiples conspiraciones criminales, desde hace mucho tiempo.

Si les gustan las novelas de espionaje, encontrarán que la presentación de los hechos, llevada a cabo por la Unión Europea, llega a ser más fascinante que la ficción. Una de las denuncias presentadas en este caso, describe la historia de una RJR involucrada en negocios con carteles de drogas latinoamericanos; con mafias, tanto italianas como rusas, y con la familia de Saddam Hussein, sólo por nombrar algunos de estos vínculos criminales. A continuación, mostramos la introducción de la demanda:

1. Por más de una década, las EMPRESAS ACUSADAS (más adelante se hará referencia a éstas como “LAS EMPRESAS DE RJR ACUSADAS” o como ¨RJR”) han dirigido, administrado y controlado operaciones de lavado de dinero, que se extendieron dentro de los países demandantes y/o los perjudicaron directamente. LAS EMPRESAS DE RJR ACUSADAS han facilitado las operaciones del crimen organizado, y se han involucrado con el mismo, lavando dinero procedente del tráfico de drogas y otros delitos. Como las instituciones financieras de todo el mundo han rechazado, en gran parte, los negocios bancarios del crimen organizado, los narcotraficantes y otros – deseosos de ocultar sus crímenes y aprovechar los frutos de estos – han optado por apartarse de los bancos tradicionales, para entrar a depender de algunas compañías, en particular de las aquí acusadas, para lavar las ganancias de actividades ilegales.

2. LAS EMPRESAS ACUSADAS vendieron intencionalmente sus productos a organizaciones de crimen organizado – haciendo arreglos para asegurar los pagos secretos, llevados a cabo por estas últimas – , y lavaron las ganancias de tales ventas en los Estados Unidos o en bancos offshore conocidos por mantener la confidencialidad bancaria con sus clientes. Además, han lavado ganancias ilegales pertenecientes a integrantes del crimen organizado – procedentes de Italia, Rusia y Colombia-, a través de instituciones financieras de New York, entre las que se encuentran el Banco de New York, Citibank N.A y Chase Manhattan Bank. Las EMPRESAS ACUSADAS han optado, incluso, por llevar a cabo negocios en Iraq – violando las sanciones de Estados Unidos- para hacer transacciones que financiaron tanto al régimen iraquí como a grupos terroristas.

3. LAS EMPRESAS DE RJR ACUSADAS resolvieron, en los más altos niveles corporativos, que sería parte de su plan operativo de negocios, vender cigarrillos a organizaciones criminales – o por medio de ellas- y aceptar las ganancias de estas, en pago por tales productos, a través de métodos secretos y clandestinos, que son considerados como modalidades de lavado de dinero, bajo la legislación de Estados Unidos. Los ejecutivos y directores de LAS EMPRESAS DE RJR ACUSADAS facilitaron este importante plan de lavado de dinero para modificar la estructura corporativa de LAS EMPRESAS DE RJR ACUSADAS. Por ejemplo, establecieron compañías subsidiarias en lugares conocidos por su confidencialidad bancaria, tales como Suiza, con el fin de dirigir y llevar a cabo sus planes de lavado de dinero, así como de evitar ser detectados por agencias policíacas estadounidenses y europeas.

Este programa – que buscaba establecer una estructura corporativa y un plan de negocios para vender cigarrillos a criminales, así como lavar ganancias ilegales – fue implementada a través de diversas estratagemas en la COMUNIDAD EUROPEA. Varios ejemplos de tales estratagemas están descritos en esta demanda e incluyen: (a.) Blanqueo de ganancias ilegales, provenientes de la organización de lavado de dinero de Alfred Bossert; (b.) Lavado de dinero proveniente de organizaciones italianas de crimen organizado; (c.) Lavado de dinero proveniente de organizaciones rusas de crimen organizado, a través del Banco de New York; (d.) el complot Walt para llevar a cabo el lavado; (e.) Lavado de dinero a través de empresas “cut out” (que sirven como fachada a actividades criminales) en Irlanda y Bélgica; (f.) lavado de ganancias procedentes la venta de narcóticos en toda la COMUNIDAD EUROPEA, además de la venta de cigarrillos a criminales en España; (g.)Lavado de ganancias ilegales en el Reino Unido; (h.) lavado de ganancias ilegales a través de las ventas de cigarrillo vía Chipre, e (i.) Venta ilegal de cigarrillos a Iraq. [13a]

La Unión Europea continúa explicando el rol de los cigarrillos en el lavado de dinero ilícito:

V. LOS NEXOS ENTRE LAS VENTAS DE CIGARRILLOS DE RJR, EL LAVADO DE DINERO Y EL CRIMEN ORGANIZADO

Los nexos de lavado de dinero entre Europa, Los Estados Unidos, Rusia y Colombia

20. Las ventas de cigarrillos, el lavado de dinero y el crimen organizado están relacionados e interactúan a nivel mundial. Según Jimmy Gurulem, subsecretario del Departamento de Hacienda “el lavado de dinero tiene lugar a escala global y el sistema de Cambio de Pesos en el Mercado Negro (BMPE por sus siglas en inglés) que, si bien estaba centrado en el hemisferio oriental, afectó varios negocios alrededor del mundo. Los organismos policiales de Estados unidos han detectado que se están llevando a cabo transacciones relacionadas con el BMPE, dentro de Estados Unidos, Europa y Asia”.

21. La principal fuente de cocaína destinada a LA COMUNIDAD EUROPEA es Colombia. Grandes volúmenes de esta droga, son transportados desde Colombia hasta LA COMUNIDAD EUROPEA y SUS ESTADOS MIEMBROS, donde es vendida ilegalmente. Las ganancias de estas ventas ilegales seguramente fueron lavadas con el fin de que fueran útiles para los traficantes de drogas. Durante los noventas, y aún actualmente, se han lavado estas ganancias del negocio de la cocaína, a través la compra y venta de cigarrillos, entre los que se incluyen aquellos que son manufacturados por LAS EMPRESAS DE RJR ACUSADAS. Las ventas de la cocaína en LA COMUNIDAD EUROPEA son facilitadas por medio de operaciones de lavado de dinero en Colombia, Panamá, Suiza y en otros lugares donde los cigarrillos de RJR son utilizados como vehículo para lavar dinero.

22. De similar manera, la principal fuente de heroína para LA COMUNIDAD EUROPEA es el Medio Oriente y en particular, Afganistán, donde la mayor parte de esta droga es vendida por organizaciones criminales tanto rusas como del medio oriente, y grupos terroristas radicados en esta región. Las ventas de heroína en LA COMUNIDAD EUROPEA y los ESTADOS MIEMBROS son facilitadas y agilizadas por la compra y la venta de los cigarrillos de LOS ACUSADOS, en operaciones de lavado de dinero que comienzan en la COMUNIDAD EUROPEA, los ESTADOS MIEMBROS, Europa Oriental, y/o Rusia, pero cuyas ganancias terminan siendo depositadas en los fondos -que se encuentran en los Estados Unidos – de LAS EMPRESAS DE RJR ACUSADAS.

Antecedentes de la convergencia entre tráfico de drogas y lavado de dinero

23. Esta demanda se trata sobre comercio y negocios – o, más exactamente acerca de comercio y negocios ilegales. Además muestra cómo el lavado de dinero facilita la financiación y el movimiento internacional de diversos productos. Los comerciantes que se dedican a llevar a cabo negocios a nivel global, recurren, frecuentemente, a las monedas más estables, para pagar bienes y servicios comprados en el extranjero. En muchos mercados, el dólar estadounidense es la moneda preferida y, en algunos casos, es la única que se acepta como forma de pago. Los comerciantes buscan dólares, obteniéndolos, usualmente, de diferentes métodos, entre los que se incluyen los tres que se mencionarán a continuación. Los comerciantes tradicionales van a una institución financiera local que pueda respaldar un crédito. El segundo método consiste en buscar financiamiento privado y está usualmente disponible para aquellos que cuentan con garantías de pago. Una tercera y menos deseable forma de financiar el dólar puede encontrarse en los “mercados negros” del mundo. Estos mercados forman parte de la economía financiera clandestina o paralela que existe en cada país. Los criminales y sus organizaciones controlan tales economías clandestinas, queson manejadas, generalmente, a través de “money brokers” (agentes de cambio de divisas), quienes cumplen varios roles, tales como el que desempeñan en el paso intermedio del proceso de lavado de dinero, al que nos referiremos, a lo largo de esta demanda, como “cut out”.

24. Usualmente, la actividad delincuencial que provee dólares para estas operaciones de lavado de dinero dentro del mercado negro es el narcotráfico, junto con los crímenes violentos que se encuentran relacionados con él. Suramérica es líder mundial en la producción de cocaína, mientras que Estados Unidos y la Unión Europea se constituyen como sus mercados más grandes del mundo. Asimismo, Colombia y los países del Oriente Medio producen heroína. Tanto esta última como la cocaína son entradas por contrabando a los Estados Unidos y Europa. Además, son vendidas en dólares estadounidenses, así como en monedas europeas (y ahora en Euros). Los contrabandistas de drogas rusos obtienen heroína del Medio Oriente y la cocaína de Suramérica. Luego venden las dos drogas, en grandes cantidades, dentro de Estados Unidos y Europa. Por consiguiente, los narcotraficantes, de manera rutinaria, acumularon enormes cantidades de dinero en efectivo obtenido ilegalmente en forma de dólares estadounidenses o Euros, dentro de Estados Unidos y Europa, respectivamente. La Aduana de Estados Unidos estima que las ventas de drogas ilegales, nada más en ese país, generan una cantidad de 57 mil millones de dólares en ingresos anuales, cuya mayor parte es emitida en efectivo.

25. Un narcotraficante debe ser capaz de acceder a sus ganancias, de pagar los gastos de operaciones en curso, y de disfrutar de las mismas. Asimismo, debe hacer esto de manera tal que legitimice, aparentemente, los orígenes de su riqueza, con el fin de prevenir descuidos o investigaciones que puedan provocar su arresto, su encarcelamiento y la confiscación de sus dineros. El proceso para alcanzar tales objetivos conforma el círculo del lavado de dinero.

26. El propósito del ciclo de lavado de dinero es establecer el anonimato total de los participantes, para pasar en efectivo las ganancias del tráfico de drogas a través de los mercados financieros, de manera en que se oculte o se disfrace la naturaleza ilegal del dinero, así como su origen, propietarios y/o la manera en que se controla.

Antecedentes del mercado negro de divisas

27. En Europa, Estados Unidos, Suramérica y otros lugares, una comunidad de agentes ilegales de cambio de divisas – mejor conocidos por los funcionarios judiciales como money brokers – opera fuera del sistema bancario establecido y facilita el intercambio de las ganancias procedentes de la venta de drogas, por moneda local o instrumentos negociables. Muchos de estos money brokers han desarrollado métodos para eludir los sistemas bancarios y, de ese modo, evitar el escrutinio de las autoridades reguladoras. Además, tienen diferentes nombres, dependiendo de donde están localizados. No obstante, todos operan de modo similar.

28. Un típico sistema usado por los money brokers, funciona de la siguiente manera: en un proceso de venta de cocaína colombiana dentro de LA COMUNIDAD EUROPEA, el cartel de la droga exporta narcóticos a los ESTADOS MIEMBROS, donde son vendidos en Euros. En Colombia, el cartel contacta al money broker y acuerda un contrato con él, en el cual éste último se compromete a cambiar los pesos, que controla en Colombia, por los Euros que el cartel controla en Europa. El money broker paga al cartel la suma acordada en pesos. Luego el cartel contacta a su célula (grupo) en la Unión Europea y la instruye para que entregue la cantidad acordada de Euros al agente europeo del money broker. En ese momento, este debe lavar los Euros que ha acumulado en la Unión Europea. Además, puede tener la necesidad de convertir los Euros a dólares estadounidenses, porque sus clientes pueden requerir estos últimos para pagar a compañías, tales como RJR por sus productos.

29. El money broker usa sus contactos europeos para poner los dineros que compró al cartel en el sistema bancario europeo o en negocios que se muestren dispuestos a aceptar estas ganancias (un proceso que se describe abajo, más detalladamente). Por otra parte, ahora maneja un fondo común procedente de las drogas, pagado en Europa, para llevar a cabo ventas con importadores y otros. En muchos casos, los narcotraficantes, que venden drogas en LA COMUNIDAD EUROPEA, son también los importadores que compran cigarrillos. Tales importadores compran estos dineros a los money brokers, a través de un considerable descuento en la tasa cambiaria, y los usan para pagar el transporte de artículos (tales como cigarrillos), los cuales han ordenado a compañías desde Estados Unidos, así como a sus representantes europeos o “cut outs”. El money broker usa sus contactos en Europa para enviar los dineros a quien el importador haya señalado. A menudo, estos clientes utilizan tales dineros para comprar los cigarrillos de LOS ACUSADOS, al por mayor, y en muchos casos, los money brokers han sido encargados de pagar, directamente, a LAS EMPRESAS DE RJR ACUSADAS por los cigarrillos comprados. El money broker hace tales pagos, usando diversos métodos, entre los que se incluyen, utilizar sus cuentas en instituciones financieras europeas. Las compras de mercancías son transportadas hasta sus destinos. El importador toma posesión de sus mercancías. El money broker, entonces, usa los fondos del importador para continuar el ciclo de lavado de dinero.

30. De este modo, el narcotraficante ha convertido el dinero de sus ganancias (que no podía usar antes, porque estaba en euros) en moneda local, que puede utilizar en su lugar de origen, ya sea a manera de beneficio, o para costear sus operaciones. El importador europeo ha obtenido los fondos necesarios del money broker en el mercado negro, para comprar productos que, de otro modo, no habría sido capaz de financiar (debido a la falta de crédito, de garantías, de dólares estadounidenses y/o a la intención de mantener sus actividades en secreto). La compañía que vende cigarrillos al importador, ha recibido pagos por productos entregados en su moneda de preferencia, sin importar el origen de los fondos; y el money broker ha obtenido sus ganancias, cobrando tanto al cartel como al importador por sus servicios. Este ciclo continúa hasta que los criminales involucrados son arrestados, y se inicia uno nuevo.

El lavado de dinero se desarrolla a través de una serie de acontecimientos como estos, que se encuentran conectados y nunca dejan de suceder hasta que por lo menos uno de los eslabones en la cadena de dichos sucesos, se rompe.

31. Muchos narcotraficantes que venden drogas en LA COMUNIDAD EUROPEA, actualmente, también compran e importan cigarrillos. De hecho, como la entrega de cigarrillos a manera de pago parcial llega a ser más rentable y supone penas criminales menores comparadas con las del tráfico de drogas, la idea de venderlos se ha convertido para los criminales en algo tan atractivo e importante como el narcotráfico. Finalmente, esto no hace diferente en absoluto al sistema de lavado de dinero, sin importar si los productos son importados y distribuidos de manera legal o ilegal.

Independientemente de que venda los cigarrillos legal o ilegalmente, el narcotraficante ha logrado ser capaz de disfrazar la naturaleza, la ubicación, el verdadero origen, el propietario y los mecanismos de control de sus ganancias, provenientes de las drogas. Al mismo tiempo, el fabricante de cigarrillos (en este caso RJR) ha alcanzado su objetivo, pues ha vendido exitosamente su producto de una manera altamente rentable. [13b]

Me dio gusto, sobre todo, que la Unión Europea hiciera alusión a uno de los más importantes secretos del lavado de dinero: que el secreto profesional entre el abogado (sobre todo si es uno de los más prestigiosos de Washington y Wall Street) y su cliente, es uno de los métodos preferidos para facilitar la comunicación de los crímenes corporativos.

La corporación RJR ha estado al tanto de la participación del crimen organizado en la distribución de sus productos desde, por lo menos, los años 70. El 4 de enero de 1978, el Comité de Abogados del Instituto del Tabaco, se reunió en las oficinas de Phillip Morris en la Ciudad de New York. Este comité se constituía como el alto tribunal que establecía el marco jurídico y político así como la estrategia de relaciones públicas de la industria del tabaco, durante más de tres décadas. El 4 de enero de 1978 fue convocada una reunión para discutir, entre otras cosas, los informes, ya publicados, sobre la participación del crimen organizado en el comercio del tabaco y la complicidad de esta industria con esta estructura criminal. Los informes explicaron detalladamente el papel de las organizaciones de crimen organizado en el comercio del tabaco (tales como la familia criminal Colombo de New York) y en el tráfico ilegal dentro de la frontera canadiense y de otros lugares. El abogado general de RJR, Max Crohn, asistió a la reunión y participó en ella. Todos los grandes fabricantes de cigarrillos estaban presentes en la reunión, representados por abogados. Entre ellos se encontraban Phillip Morris (representado por Arnold & Porter y Abe Krash) [Nota del autor: Arnold & Porter es una firma a la que nos referiremos varias veces en nuestra historia] y Brown & Williamson (representado por 0Paul Weiss Rifkind Wharton & Garrison y Martin London). El comité de abogados no tomó las acciones necesarias para tratar de investigar el papel del crimen organizado en estos negocios o acabar con el mismo. Por el contrario, acordó articular un plan de acción colectiva para proteger estos negocios de la vigilancia llevada a cabo por el congreso de Estados Unidos. [13c]

Se puede ver una lista de artículos sobre el caso RJR y otras demandas contra compañías tabacaleras en los pies de página de este sitio web. [13d]

Encontrarán una actualización del caso en la sección de litigios del informe anual del 2004 presentado a la Comisión de Valores e Intercambio de Estados Unidos (en inglés, Securities and Exchange Commission o SEC ) por la corporación Reynolds American (antes RJR), además de otras novedades sobre litigios concernientes a contrabando y reparaciones a decindientes de esclavos. [14]

De acuerdo con Dillon Read, el promedio de rendimiento de capital de la firma fue de 29%, de 1982 a 1989. Este es un alto desempeño que figura entre promedios tales como los de First Boston, Solomon, Shearson y Morgan Stanley, con 26%, 15%, 18% y 31%, respectivamente. [15] Teniendo en cuenta lo que sabemos ahora gracias a la demanda de la Unión Europea, así como a otras acciones legales contra RJR Nabisco y sus ejecutivos, es posible preguntarse cuanto habría ganado Dillon si no hubiera hecho una fortuna reinvirtiendo las ganancias provenientes de –confiando en lo que dice la Unión Europea– la venta de cigarrillos al crimen organizado, o de la circulación de narcóticos dentro de las comunidades de Estados Unidos, facilitada por la acción de los carteles de drogas latinoamericanos.

Para entender la manera en que se desenvolvió el flujo de dinero de las drogas hacia y dentro de Wall Street, así como en las acciones de corporaciones como RJR Nabisco durante los años 80, es útil ver más de cerca cómo se dio tal fenómeno en Latinoamérica durante este período, además del implícito flujo de fondos de narcodólares que generó. Existen dos situaciones documentadas de ello que tienen lugar en Mena (Arkansas) y en el Surcentro de Los Angeles (California).